con música la vida es un poco mejor.

sábado, 22 de octubre de 2011

4 capitulo



-      Haver Andrea dime, no me asustes.
-      Alberto me a pedido salir.
-      ¿Cómo?
-      Lo que te as enterado loqui.
No podía ser pero si hace cinco minutos me pidió que fuera con el al cine, no se que tramaba pero no quiero que le haga daño a mi mejor amiga, no sabia que decirle, me quede paralizada y le solte.
-      Joo me alegro muchísimo tia se que andabas desde hace muchísimo tiempo detrás de el, me alegro mucho loca.
-      Muchas gracias loqui, bueno y tu tienes algo que hacer esta tarde.
-      Si tia viene Raùl a estudiar conmigo, estoy nerviosa jajaja no se que hacer
-      Tranquilízate pava
-      Lo intento jajaja
-      Bueno anda te dejo.
-      Adiós loqui hasta mañana para la fiesta
-      Aaaaiis diios la fiesta
-      Jajaja Andrea que se te olvida
-      Es que estoy nerviosita perdida
-      Normal jajaj
-      Adiós loca
-      Adiós Andrea.
Puse mi equipo de música a toda voz, sonando la canción de <<she loves you>> intentaba tranquilizarme esa era la única manera de conseguirlo, cerre los ojos y me limite a pensar tranquilamente, note que el volumen de los altavoces bajaron, levante la cabeza y vi a mi madre junto a el equipo de música, me miro y me dijo:
-      Nena te están esperando
Mire hacia la puerta de mi habitación y lo vi, hay con su linda sonrisa. Sentí como mi cara rápidamente  se sonrojaba.
-      Bueno os dejo estudiar
-      Vale
Me diriji al equipo de música para quitarlo
-      No, no lo quites
-      ¿te gusta?
-      Por supuesto, no me gusta, me encanta
-      Bien por fin alguien que comparte mis gustos a parte de Andrea
Se limito a sonreir, se sento junto a mi y saco su libro.
Despues de dos horas estudiando, me miro fijamente y me dijo:
-      Mañana es la fiesta ¿a que hora paso a recojerte?
-      No, no es necesario, yo me voy para el insti y ya
-      ¿Como te vas a ir sola de noche?
-      No es nada jajaja no me van a comer ni nada por el estilo.
-      Ni loco te dejaría solo, porque si te pasara algo jamás me lo perdonaría.
Le sonreí y agache la mirada
-      ¿Por qué agachas la mirada cada vez que te miro?
-      No, se
-      Ya ya siempre me haces lo mismo
-      No puedo evitarlo
-      Y te sonrojas como un tomate en un segundo
-      Eso es mentira
-      Sabes que no miento.
-      Tonto
-      Lo se
-      Mentira
-      Pero si me lo acabas de decir
-      Jooo pero sabes que no te lo digo en ese sentido jum… siempre con cariño
-      Ya lo se tonta es que me encanta chicharte
-      No, si ya lo veo
-      Aaaaiiiis
Volvi a sonreir.
-      Oye una pregunta
-      Dime
Agache la mirada, y con vergüenza le dije:
-      Esas veces que me dijistes te quiero
-      ¿Qué pasa?
-      ¿Como amigos verdad?
-      Mirame a los ojos
Le mire a los ojos y vi una linda mirada brillante jamás vi, le iluminaba el rostro y hacia a mi corazon latir rápidamente
-      Dime, ¿Qué crees?
-      No se
-      Una mirada lo dice todo.
Tocaron en la puerta.
-      Pasa. Grite enojada
-      Os traigo la merienda.
No, lo que faltaba mi madre y la merienda, me miro con mirada fulminate y me dijo
-      Come
-      No me apetece pesada
-      Te he dicho que comas
-      Mira que eres pesada
-      Te aviso
Y se fue, que vergüenza, porque se empeñaba en hacerme siempre pasar vergüenza aaaaarg
-      Ya sabes
-      Otro uuuf
Después de una hora hablando de cosas del instituto y tal miro hacia la ventana.
-      Dios se hizo de noche
-      Se paso rápida la tarde jajaja
-      Normal si e estado contigo
-      Que tonto
Sali hacia el balcon y mire hacia el cielo, el se acerco por dentras de mi y me agarro por detrás, de nuevo sentí a mi corazon latir fuertemente, sentía su respiración en mi oído, me di la vuelta y de nuevo tuve sus labios a centímetros de los mios, no podía evitarlo, era como una tentación, me miro a los ojos y lentamente se acerco a mi hasta tocar sus labios con los mios, después le abraze y le susurre:
-      Te quiero
El sonrio y miro hacia el cielo.
-      Mira, que lindo cielo estrellado
-      Ooh que lindo
Me dio un beso en la mejilla y se despidió de mi.
-      Tontita me voy mañana por la noche me paso a por ti a las nueves
-      Vale
Le acompañe hasta la puerta me abrazo y vi como de alejaba lentamente y desaparecia en la oscuridad, de repente un pellizco se me cojio en el pecho, ¿ y si le pasaba algo? ¿y si no le volvia a ver? En un momento me monte una película, entonces comenze a correr hasta llegar hasta el.
-      Naza ¿Qué haces aquí?
-      No podía dejarte solo
-      No me pasa nada tonto
-      Solo la idea de pensar que podía pasarte algo me mataba por dentro lentamente.
-      ¿y como vuelves después?
-      Andrea vive cerca de tu casa, me llego a su casa y se viene conmigo a dormir listo, y si no me vuelvo sola
-      ¿sola? Ni pensarlo valla
-      Mira que eres tonta eeh ¿Qué me va a pasar?
-      No se pero no quiero que te vallas solo ¿te enteras?
-      Aaaiiis que tontiii
Me agarro por la cintura y empezó a caminar, no pude evitar apoyar mi cabeza en su hombro.
Después de un rato caminando llegamos a su casa.
-      ¿Te acompaño a casa de Andrea?
-      Ni se te ocurra juuum
-      Encerio naza
-      Que no mira esa es la casa de Andrea
-      Aah bueno pues me quedo aquí hasta que salga Andrea
-      -.-“ seras tonto
-      ¿Y tu que?
-      Anda ya cállate
Le abraze  y Sali corriendo hasta llegar a casa de Andrea, toque la puerta y al minuto me abrió la puerta, le dije adiós a Raùl con la mano y el me sonrio y entro dentro de su casa.
Le explique a Andrea lo ocurrido, y cojio sus cosas y nos encaminamos las dos a mi casa.
Por el camino se lo conte todo.
-      Aaaiis que boniito tia
-      Lo se tia J lo quiero mas y mas a cada segundo
-      Pues a mi Alberto me dijo que me quería y un monton de cosas lindas
Bueno al fin  y al cabo parece que no trama nada malo, parece que le quiere, tal vez solo quería quedar conmigo en plan amigos, llegamos a casa y nos dirigimos las dos para mi habitación
-      Andrea llamo para pedir un pizza
-      Buena idea loqui
-      Vale pues llamo
Marque el numero y encarge la pizza.
Empezamos a hablar descontroladamente
De repente el sonido de mi móvil nos hizo callar a ambas.
-      Que numero es este
-      Cojelo pava
Coji el teléfono
-      ¿si?
-      ¿Tontita?
-      ¿Raùl?
-      Si jajaja
-      Dime
-      Llegasteis bien
-      Si aquí estamos en mi casa
-      Estaba preocupado tuve que llamarte
-      Gracias por preocuparte
-      ¿Como no voy a preocuparme por la persona que mas quiero?
Me quede muda no sabia que decir
-      Adiós
Y colgó, de repente sonreí como una loca y mire a Andrea
-      Tia, tia diiios
-      ¿Qué pasa? ¿Qué te dijo?
-      Le dije que gracias por preocuparse y me pregunto que como no se iba a preocupar por la persona que mas quiere
-      Tia puf… joder si es que lo sabia no seas mas tonta no lo dejes escapar si es que os quereis lo dos¿ que mas necesitas?
-       No se es que no me atrevo, lo e pasado muy mal con todos los chicos, y tengo miedo a sufrir de nuevo
-      Raùl no es como los demás
-      Lo se es diferente, pero soy incapaz de explicarle lo que siento
-      ¿Por qué no lo intentas mañana?
-      Haver tia ojala
Sono el timbre, baje corriendo era el reparidor, las coji y le page.
-      Buenas noches linda jovencita
Empeze a reirme descontroladamente
-      Buenas noches
Subi rápidamente.
-      Andrea a comer, venga.
Cenamos mientras vimos una película, nos pasamos toda la noche hablando, riéndonos, haciendo tonterías, cuando a las siete de la mañana nos quedamos dormidas.
Abri los ojos lentamente y mire el reloj, di un bote de la cama y me dirigi hacia Andrea.
-      Andrea Andrea
-      ¿Qué pasa loca?
-      Mira que hora es ¡ las 7¡
-      Ostiiias
Se levanto corriendo.
-      Andrea como hago, dios el maquillaje, el pelo no puedo.
-      Que si tonta mira te traje una peluca negra que encontré, es larga, es que la vi y  me di cuenta que te pega mucho con el disfraz y del maquillaje me encargo yo.
Fui corriendo al baño, me cepille los dientes y Sali corriendo.
Andrea comenzó a maquillar asi sin mas, como las locas, me coloco la peluca y me mire al espejo.
-      Andrea que obra de arte jajaja que bien quede gracias.
-      No me des las gracias loca mira el mio.
El disfraz de Andrea era espectacular, era un vestido corto negro y morado, se suponía que era de bruja o al menos asi lo crei yo.
Se encerro en el baño y a los veinte minutos salió completamente preciosa, se solto su larga y linda melena negra, andaba y se balanceaba lentamente. Me coloque el vestido y Andrea me miro.
-      Joder tia estas lindisma
-      Tu si que estas linda
-      Ambas
-      Jajaja si porque si no nos pasamos aquí hasta mañana
-      Naza me voy que Alberto me recoje en cinco segundos en el parque de hay al lado
-      Vale Raùl esta a punto de llegar
Le acompañe a la puerta  y me sente en el salón a esperar, al instante sono el timbre.
Sali corriendo a abrir y hay estaba el tan lindo como siempre.
-      Uuuo que linda
-      Que va hombre lindo tu
-      Veo que descubristes mi disfraz jajaja
-      Mas o menos me hize una idea y me lo compre a juego ;) Asi si va ¿no?
-      Que tontito
-      Anda pavita vamos
Llegamos a la fiestas agarrados de la mano, la fiesta estaba completamente animada.
Después de un rato bailando y riendo, al fin me agarro de la mano y me llevo a un sitio tranquilo.
-      Haver tengo que hablar contigo
-      Dime
-      No se que hacer para que te des cuenta
-      ¿darme cuenta de que?
-      Pues, te quiero desde hace mucho
-      ¿Cómo? Pero, si yo pensé que te gustaba diana
-      Te equivocas
-      ¿sabes que?
-      Dime
-      Yo también te quiero y muchísimo desde hace muchísimo, si te digo la verdad desde pequeña, lo que pasa es que jamás me atrevi a decirte nada, tenia miedo a perderte.
Me abrazo y me beso.
-      Te quiero ¿me escuchas?
-      Yo también
De repente vi que Alberto se acercaba con los puños cerrados y se acerco a Raùl y le grito.
-      Tu, tu y yo tenemos un asunto pendiente…
CONTINUARA…

No hay comentarios:

Publicar un comentario