con música la vida es un poco mejor.

lunes, 4 de junio de 2012

y vi su cuerpo en el frio asfalto

Aún recuerdo ese día como si fuese ayer, ese día que la vida decidió que todo terminaba para ti.
Todo era perfecto estábamos juntos en una fiesta impresionante, solo tenias ojos para mi, me parecía increíble como a pesar de todas esas chicas hermosas que había en la fiesta con sus hermosos vestidos elegantes no conseguían llamar tu atención eras incapaz de quitarme los ojos de encima.
No dejabas de beber una copa tras otra sin escucharme, me prometió que ese seria el ultimo yo me bebía los restos para que no bebiera mas, al final lo convencí y logramos salir de aquella fiesta que ya me estaba pareciendo sumamente agobiante.
ni siquiera podía abrir el coche, no podía ni con su cuerpo pero el insistía en coger el coche, es imposible hacerle cambiar de opinión nadie sabe lo cabezón que es este chico.
en cuanto arrancastes te dije que fueras despacio pero el hizo como si nada, como si no me escuchara, comenzo a subir la velocidad yo asustada le suplicaba una y otra vez con mi voz temblorosa que disminuyera la velocidad y el entre risas me decía tranquila confía en mi no seas tan cobarde anda ya sabes que esta no es la primera vez además voy despacio, veía como cogía las curvas con una velocidad impresionante, vi como el coche salia de la carretera a partir de hay nada mas recuerdo cuando desperté, mi cuerpo estaba sobre el húmedo y frió asfalto empapado de sangre, con esfuerzo y dolor conseguí levantarme y le vi a lo lejos tumbado boca abajo en la carretera, salí corriendo a pesar de todo el dolor que sentía y lo arrastre hasta la cuneta mi corazón no dejaba de dar saltos, te acurruque entre mis brazos, no respiraba, no podía ser, ¿porque a el? vi como una ambulancia llegaba rápidamente y se lo llevaba yo no me separaba de el ni un instante, seguro que esto no esta pasando veras como te despiertas le decía mientras le acariciaba la mano llena de rasguños, el medico me miraba tristemente, me baje y vi como corrían rápidamente hacia quirófano mi madre llego asustada, agarro mi mano y me abrace a ella llorando sin parar mientras gritaba que eso no puede estar pasando. el medico llego y nos dijo que nada se podía hacer que su corazón ya no latía, salí corriendo puerta por puerta hasta que di con el, lo vi allí tan blanco pero tan hermoso como siempre le abrace mientras lloraba y comencé a hablarle:
- mi amor,no puede estar pasando esto,no puedo vivir sin ti ¿porque a ti? dime ¿porque? .
comencé a contarle todas esos momentos vividos hasta que se lo llevaron, no podía con mi corazón, era imposible que esto estuviera ocurriendo.
corriendo fui a la floristeria puse una corona de flores en ese maldito lugar, vi que algo brillaba en el asfalto, era su colgante, el que teníamos compartido, lo cogí y me lo puse. me senté en la cuneta y sentí un escalofrío y una paz por dentro, tal vez estaba loca pero podía oler su perfume, se que estas cerca.
de repente comencé a hablar a hablar sola prometí llevarle cada año unas flores y llevarle en mi corazón durante toda una vida.

No hay comentarios:

Publicar un comentario